Escuchad mi última voz… Os pido… Os ruego, que permanezcan unidos para que no seáis los asesinos de la patria y vuestros propios verdugos…

Simón Bolívar