Hacer la historia, «a sus órdenes sumercé»

Escrito por Luis Prieto

I.-
Esa postura de los indígenas,negros,mestizos,pobres, fue y aun es ,una condicionante en el trato que debe privar de los subordinados, hacia los representantes de la monarquía española ; y la posterior oligarquía colombiana. Era un claro mensaje de sumisión .
Fue usado por los criados negros de República Dominicana y Perú ,durante el siglo XIX , por lo menos hasta que desapareción de la esclavitud.
En el caso de Boyacá , algunos estudiosos de la lengua castellana sostienen que la existencia de una división de clases entre los » Propietarios» oligarcas y la mayoría indígena, se expresaba en el trato de los de arriba y los de abajo. Reflejado a su vez ,en el tratamiento institucionalizado de «sumercé».
De suerte que más que una expresión de respeto, esta postura – propia de las enseñanzas de los Auspicios, donde se formaba la servidumbre- se oficializó como un mecanismo racial ,que definía las relaciones entre el yo dominante y el otro dominado.

No obstante y desde 1817, esa misma postura servil y arrastrada es la que ha mantenido la oligarquía y el narcoestado colombiano, ante los Estados Unidos.
Tema que retomaremos mas adelante, a fin de sustentar nuestra hipótesis.

II.-

La historia ha sido testigo de una serie de acciones guerreristas y criminales, como el magnicidio inconcluso contra el Libertador, el 25 de septiembre de 1828 y el ruin asesinato de Antonio José de Sucre, el 04 de junio de 1830. Ambos hechos diseñados y dirigidos (cual José Fouche tras bastidores ) por el miserable de Francisco de Paula Santander. Este antecedente sumado a otros hechos de vieja y nueva data ( como veremos más adelante ) ponen en alerta al Estado Venezolano y al Presidente Maduro. Éstas, serían razones más que suficientes para solicitarle al Alto Mando Militar del país, la realización de ejercicios militares. Con ello, se garantizaría la seguridad y tranquilidad de la República.

Inferimos que la medida se corresponde con informaciones de inteligencia social y militar que ha detectado la posible realización de actos enmarcados dentro de lo que en Colombia se conoce como falsos positivos o banderas falsas ,para inducir un conflicto armado entre ambas naciones. No obstante , el narcoestado y su ejercito mercenario paramilitar ejercen sus actividades de terror (degollamiento de ciudadanos venezolanos ,al más rancio estilo del obispo virrey Caballero y Gongora en 1782 y los fundamentalistas sunnies del medio oriente en la actualidad), además del desplazamiento silencioso hacia territorio venezolano por parte de los mercenarios, conocidos pomposamente como CONTRATISTAS y paramilitares reproductores del santanderismo ,a fin de controlar las actividades ilícitas que allí se llevan a cabo con la moneda, los alimentos, la gasolina , el gasoil extraído desde Venezuela ,con la complicidad interna de algunos apátridas en funciones militares, policiales y de funcionarios al servicio de la estatal petrolera PDVSA.

Para cualquier desprevenido, desconocedor de nuestro devenir , este nuevo episodio de asedio y amenazas de parte de Colombia, contra Venezuela podría interpretarlo como un hecho aislado , sin conexión con el pasado. Incluso, la recién bravuconada de Duque y su denuncia contra Venezuela, dado el supuesto apoyo, que esta nación le brinda a los grupos en armas colombianos, como las Farc – Ep ,de Ivan Márquez y el ELN, le ha servido para ocultar el incumplimiento de los acuerdos de paz firmados con las FARC, la muerte de 150 ex guerrilleros pacificados y 500 lideres sociales asesinados durante su gestión.
Pero además ;cual gato que oculta sus excretas,le ha servido para pasar a un segundo plano, el escándalo mundial que provocó, contra el narcoestado; representado por Iván Duque desde la Presidencia de Colombia; las declaraciones de la ONU el 26 junio de 2019, en torno a la producción de drogas.
En ese sentido la Oficina de la Organización de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC), coloca a Colombia como el mayor productor de cocaína del mundo.
De suerte que esta nueva escaramuza guerrerista no debe sorprendernos, más cuando existe un extenso historial de invasiones militares desde Colombia hacia Venezuela, las cuales hemos demostrado en otras oportunidades y que obedecen a la necesidad del país vecino,por controlar el lago de Maracaibo y el Golfo de Venezuela, como espacio vital para sus actividades de importación y exportación de bienes, carbón,petróleo, cocaína y el de sus mentores colonialistas ( EEUU ),por hacerse del petróleo, el gas y la infraestructura petrolera y petroquímica del occidente venezolano; además del oro. diamantes, hierro. aluminio, torio, coltán,las empresas básicas de Guayana, cobre ,agua, biodiversidad, entre tantas otras riquezas.

III.-

Cuando decimos que el conflicto armado es desde Colombia contra Venezuela, lo hacemos sustentados en los hechos históricos. Veamos.

«Venezuela fue invadida veintidós veces por Colombia entre 1859 y 1901, y durante esa época, producto del saqueo de la oligarquía colombiana y con apoyo de las potencias europeas y Estados Unidos, el ochenta por ciento de nuestro ganado se extinguió (léase el libro «SUEÑOS ALEMANES DE UN IMPERIO EN VENEZUELA 1871-1914″ -Monte Ávila Editores, Caracas, 1991).

Tomado de::José Sant Roz. Colombia Maldición histórica nuestra ,sin compón…
APORREA 02-08-2018.

Sin embargo y a objeto de precisar el mayor numero de información al respecto, creímos necesario señalar algunos intentos de invasión frustrados, organizados por el narcoestado contra Venezuela.

En ese orden de ideas, el 25 de diciembre de 1866 el gobierno colombiano envió 400 militares hasta Maracaibo ,a fin de derrocar al Gobernador Jorge Sutherland.

En 1901, financiaron con armas y otros requerimientos a Carlos Gaviria, con el objeto de derrocar a Cipriano Castro.

En 1987,la oligarquía y el narcoestado santandereano provocaron un » incidente»en el Golfo de Venezuela, tras colocar en aguas territoriales venezolanas la corbeta. A.R. CALDAS. Reconocidas por Colombia desde1952, como aguas territoriales venezolanas.
Con ello el gobierno del vecino país, aspiraba ejercer la presión militar y guerrerista necesaria, con la cual recuperar «SU
SOBERANÍA » y sus Derechos Históricos sobre el Golfo y el occidente venezolano.

Para el año 2001ejecutarian el Plan Balboa impulsado ,financiado y dirigido por EEUU y Colombia «para invadir Venezuela y apoderarse de nuestras riquezas. «La intención era derrocar al Presidente Chávez, quien sería suplantado por un gobierno de facto a las órdenes de la Casa Blanca.

En abril de 2002;bajo el patrocinio de Paul Coverdell y Andrés Pastrana ( EEUU- COLOMBIA)será impulsado el Plan Colombia_ en el año 2000. Cuya filosofía guerrerista y neocolonial se centraba en la expresión del estadounidense Cito: » Para controlar Venezuela necesario es militarizar Colombia;”se llevó a cabo el golpe militar contra Chávez, además del golpe petrolero de finales de 2002 y principios del 2003, financiado entre otros ,por el capital petrolero transnacional.

El 09 de Mayo de 2004, el gobierno nacional neutraliza un nuevo magnicidio ( Falso Positivo ) que desde la Hacienda Daktari llevarían a cabo un grupo de paramilitares colombianos, vestidos con uniformes del ejercito venezolano.

En el 2015, la ‘Operación Jericó’ fue denunciada por el Gobierno como un plan golpista que pretendía atentar contra el gobierno del presidente, Nicolás Maduro, bombardeando el centro de Caracas y algunas instituciones como la sede del canal multiestatal Telesur, la Dirección de Inteligencia Militar (DIM), el Sebin, el Ministerio de la Defensa, el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ), el Palacio Blanco, la Fiscalía y el Palacio de Miraflores.

En la operación se atacaría con un avión Tucano pintados en Colombia con la bandera de Venezuela (falso positivo ) y denunciado por José Vicente Rangel en su oportunidad; la sede del Sebin en Plaza Venezuela, el Ministerio de la Defensa, la Alcaldía Mayor y Libertador, el TSJ, el Ministerio de Educación, el Seguro Social, la Cancillería, el Banco Central de Venezuela y la Fiscalía.

El 4 de agosto de 2018 un nuevo magnicidio llevaran a cabo contra el Presidente Nicolás Maduro con la complicidad de Colombia , los EEUU y la mas rancia oposición venezolana.
Para ello hicieron uso de aparatos tecnológicos de alta sofisticación conocidos como “drones” maniobrados por terroristas extranjeros y venezolanos. El autor intelectual, Julio Borges con otros cómplices que continúan amparados por los gobiernos de Colombia y EE.UU., pese a las pruebas presentadas y las confesiones hechas por varios autores materiales capturados por la justicia venezolana.

El 22 de febrero de 2019, bajo la supuesta crisis humanitaria vivida para entonces por la población venezolana; Colombia en conjunto con la oposición venezolana , la OEA. el Cartel de Perú preparaban una nueva invasión o falso positivo, con militares venezolanos que se prestaron para realizar un show musical, en Cúcuta, ciudad fronteriza oriental colombiana ,a nuestro juicio para delinquir y ejecutar un golpe militar, contra el gobierno Constitucional de la República Bolivariana de Venezuela, presidido por Nicolás Maduro Moros.

El último plan terrorista, y denunciado públicamente el sábado 01 de septiembre de 2019 y desarticulado por el Estado y la inteligencia venezolana, estaba diseñado desde Maicao- Colombia y dirigido por el ex militar venezolano Cliver Alcalá, con el fin de hacer explotar el Palacio de Justicia y la sede del FAES en Cotiza.El bloque 40 de la Parroquia 23 de enero, entre otros puntos de concentración masiva de connacionales que habitan en la ciudad capital.

En síntesis hermano hemos sobrevivido 153 años entre invasiones y magnicidios frustrados, ejecutados por un vecino atado a su postura monárquica, clerical ,supremacistas, neocolonial y servil a los intereses de su patrón : los EEUU.

IV.-

Tampoco debería extrañarnos el que EEUU instale la Unidad para Asuntos de Venezuela VAU. Según Mike Pompeo , Secretario de Estado de EEUU ,servirá para
.»..trabajar por la restauración de la democracia y el orden constitucional de Venezuela.» La misma estará ubicada en la Embajada estadounidense colombiana, en la ciudad de Bogotá y dirigida por James Story encargado de negocios.
La condición de neocolonia, cabeza de playa o de Procónsules de los diversos Presidentes colombianos ,al servicio del norte ,no es una exclusiva de Iván Duque, para quien :

» Hace 200 años el apoyo de los padres fundadores de los EEUU a nuestra independencia , fue crucial por lo que recibir su visita nos llena de alegría y de honor, precisamente este año del Bicentenario, tan importante para nuestro país.»
Discurso de Iván Duque, a propósito de la visita de Mike Pompeo a Cartagena- Colombia el día 03 de enero de 2019. Tampoco es una actuación teatral , no, es su naturaleza, su filosofía de vida , heredada de Francisco de Paula Santander.
Al respecto recordemos la visión de este arrastrado sobre el gobierno norteamericano, en el momento cuando el Libertador está planteando la celebración del Congreso Anfictiónico, e ir perfilando la construcción de la Patria Grande , sin la participación de EEUU. Cito:
» Colombia va a tener el laudable orgullo de ser el primer Estado de la antigua América española que se presenta al mundo unida por tratados públicos con la nación más favorecida del genio de la Libertad.» Francisco de Paula Santander ante el Senado Colombiano,el 02- 01-1825, para exaltar la importancia de EEUU y su participación en el Congreso promovido por Bolívar.
Desde entonces y como lo percibimos en el discurso de Duque en Cartagena, en enero de este año; esa ha sido una constante en el pensamiento y la política exterior colombiana.

Marco Fidel Suárez presidente colombiano entre 1918 y 1921 expondrá su Respice Polum o mirar al norte.
» El norte de nuestra política debe estar allá, en esa poderosa nación , que más que ninguna otra ejerce atracción respecto de los pueblos de América.»
En 1952 Colombia firmó un convenio militar. Al acuerdo inicial le han venido agregando compromisos según las circunstancias. En 2007 le agregaron: enfrentar las amenazas comunes a la paz, la estabilidad, la democracia y la libertad.

El objetivo de las nuevas instalaciones militares concedidas por Colombia a los EEUU ( Bases) aplicando operaciones de espectro completo, es enfrentar las amenazas de la insurgencia terrorista, apoyado en el narcoestado y los gobiernos contrarios a EEUU.

Para 1959, Cesar Turbay en su condición de canciller dirá: » Los Estados Unidos tienen la doble condición de ser nuestro más grande y poderoso vecino y la potencia económica y militar de los tiempos modernos. Nos movemos en la misma órbita y con ellos compartimos nosotros en la pequeña que corresponde a nuestros reducidas y limitadas capacidades de defensa de la civilización occidental.»

Para 1978, como presidente de Colombia el mismo Cesar Turbay, firma un acuerdo anti narcóticos. De este ,Carter exigió la participación de las tropas estadounidenses en la lucha antinarcotica, un tratado de extradición . Además de solicitarle a Colombia el envió de tropas al Sinaí, todo para satisfacer las exigencias geopolíticas y de dominación imperial de EEUU.

Recapitulando y dados los hechos expuestos, creemos que el enfrentamiento armado entre las dos naciones ,no es ninguna novedad. Colombia siempre ha estado en guerra contra Venezuela, lo que no se percibe del lado acá de la raya limítrofe, a no ser por las eventualidades guerreristas e imperiales ,que se ejecutan cada cierto tiempo. Lo que nos obliga a seguir hurgando en la memoria y compartiendo en colectivo hasta construir una poderosa conciencia patriótica y anti imperialista. Sin posturas genuflexas que ven en el Norte a «sumercé” como los salvadores de la patria.

Deja tus comentarios